sábado, 30 de marzo de 2013

epiphanīa [tratamiento#2-fragmento]

...En su interior un espacio inagotable se colmaba de árboles otoñales, pétreos, como una extensión de sí mismo que surgían del ocre estéril y subían a refundirse en su propia corteza los más cercanos a ella o a perderse en la infinita lobreguez los más lejanos. De los troncos sobresalían, como queriendo escapar, rostros que parecían soportar el peso eterno de sus vicios y faltas; un dolor incurable surcaba las facciones de algunos mientras otros se exhibían estoicos en su reclusión perpetua. El suelo se enmarañaba con las raíces que brotaban de sus entrañas, serpenteantes, sofocadas, obstaculizando la marcha...

No hay comentarios.: